Capital de Emilia-Romaña, es llamada la Ciudad Roja por el color de sus tejados y fachadas, y por ser uno de los ejes centrales del Partido Comunista Italiano y de la resistencia de los partisanos contra los fascistas en la Segunda Guerra Mundial. También es llamada Bolonia la Docta por su universidad, fundada en 1088 (la más antigua de todo Occidente), y Bolonia la Gorda por su excelente cocina.
Actualmente, la ciudad y su área metropolitana son el más importante nudo de comunicaciones italiano (y no ya Milán o Roma) por carretera, autopista (cuatro autopistas llegan a Bolonia, la Autopista del Sol desde el norte (Milán), la Autopista del Sol desde el sur (Nápoles-Roma-Florencia), la autopista Venecia-Padua y la Autopista Adriática desde Taranto (por Bari-Pescara-Ancona), y ferrocarril: la estación de ferrocarril de Bolonia es la primera de Europa en tránsito por pasajeros con sus 30 carriles y sus 70 millones de pasajeros por año; su descargadero de ferrocarril de San Donato (con otro de Interporto) es el más grande de Europa. Bolonia también tiene la mayor feria italiana después de la de Milán: Motorshow es la exposición automovilística más importante del mundo (1,3 millones de visitantes por año), famosa además en el mismo rubro por tener al constructor de automóviles deportivos Lamborghini dentro de su localidad (Villa Santa Agata).

Extraido de la Wikipedia.

Quien sabe, tal vez algún día me pase por allí de visita… mientrasd tanto no hago más que estremecerme al oir su nombre, porque la aplicación del tratado de Bolonia en la UPV está siendo un auténtico engaño.

About author View all posts Author website

Aitor Urresti

Erantzunak / Comentarios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: