Ha pasado ya unos cuantos días desde las elecciones, pero no se me ha olvidado que había prometido comentar también los resultados generales de las elecciones en Euskadi. No me voy a centrar en los resultado evidentes, porque seguro que ya habréis leído bastantes análisis en la prensa sobre los partidos que han conseguido representación: EAJ ha ganado las elecciones, sin mayoría absoluta, seguido por EH Bildu; Gran caída de votos de la mayoría de las formaciones; La división de Ezker Anitza y Ezker Batua la sitúa fuera del parlamento; UPyD mantiene el escaño con un número de votos en Araba muy parecido a las anteriores autonómicas; EQUO nos quedamos fuera por poco más de 700 votos. Ya está. Todo comentado… pues no! En estas elecciones hay otras cosas que comentar a las que creo que no se les ha dado demasiada relevancia.

Para empezar, un dato que se viene repitiendo elección tras elección y que cada vez tomamos con menos preocupación: la abstención. La abstención en Euskadi tradicionalmente es bastante elevada. En esta ocasión la abstención ha sido del 36%, lo que quiere decir que una de cada tres personas con derecho a voto no lo han ejercido. A esto se le puede sumar el voto en blanco y el voto a Escaños en Blanco, ascendiendo al 38%. Habrá parte de este voto que provenga de gente despreocupada por la política, pero otra parte del mismo proviene sin duda de gente que no se siente representada por las opciones que se han presentado a las elecciones. La desafección de la ciudadanía hacia la política de partidos nos debería hacer reflexionar. De hecho en varias encuestas ciudadanas ha aparecido los propios partidos como una de las preocupaciones de la gente. En EQUO hemos hecho esa reflexión, y hemos intentado tender puentes entre nuestra organización y la sociedad, haciendo por ejemplo un programa compartido y abierto. Pero qué cauces de participación han establecido el resto de partidos?

Otro aspecto interesante es el aumento del voto a los partidos extraparlamentarios. En esta ocasión más 84,000 votos se han quedado sin representación, un 7.6% de los votos válidos, mientras que en 2009 fueron poco más de 13,000 votos, el 1.3%. Un aumento notable, aunque hay que reconocer que parte del mismo pertenece a Ezker Batua y Ezker Anitza, que debido a su división, han perdido representación, a pesar de un aumento del número total de votos. Ambas suponen más de la mitad de estos votos, pero aún así hay que reconocer que la pluralidad de partidos en Euskadi está aumentando, y cada vez hay más gente votando a partidos alternativos. A pesar del apagón mediático al que se nos somete, la gente cada vez es más consciente de que si quiere que las cosas cambien en las instituciones, va siendo hora de buscar alternativas también en el voto. en este caso además no sólo ha aumentado el número de votos, sino también el número de partidos presentados.

Encaramos ahora un periodo relativamente tranquilo de un par de años sin elecciones, en los que nos va a tocar afianzar estas propuestas alternativas. En lo que respecta a EQUO Berdeak, queremos asentar nuestra propuesta, difundiendo la novedad que supone la ecología política, y la viabilidad de nuestras medidas para la regeneración social, ecológica, económica y democrática, que hemos presentado en estas elecciones. Tenemos trabajo que hacer, sabemos que no va a ser fácil, pero también sabemos que nuestras propuestas son necesarias.

About author View all posts Author website

Aitor Urresti

Erantzunak / Comentarios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: