Una pregunta que se repite una y otra vez, me imagino que os la habrán hecho varias veces: si tan buenas son la renovables, si por lo que dices todo son ventajas, si parece que no son tan caras… ¿Por qué no terminan de despegar? ¿Por qué no dejan de ser algo exótico en nuestro sistema energético? Y claro, uno lleva un rato largo hablando de las bondades de estos sistemas de generación de energía, no le queda más que suspirar y pensar: vuelvo al inicio, o qué hago? Pero como aquí estamos para dar respuestas, hay que decir que un factor muy importante hoy en día es simplemente político: no despegan porque no hay voluntad política de que lo hagan. Vamos a ver si lo explico….

Para empezar, voy a negar la mayor: las energías renovables están despegando, y han aumentado su participación en el sistema energético con fuerza en los últimos años. Otra cosa es que eso sea una noticia que los medios publiquen en sus portadas. Pero por dar unos datos, suponían el 13.2% de la energía mundial en 2010, el 10% de la energía de la UE y el 11.6% en España en 2011. En este tema en Euskadi estamos muy a la cola, con sólo un 6% de la energía consumida procediendo de renovables. Aunque estos datos pueden parecer escasos, el pasado mes de abril las renovables supusieron el 54% de la generación de electricidad en España. Todo un record para una tecnología que no despega, no?

Uno de los mayores obstáculos a los que se enfrentan en estos momentos las renovables es el limbo legislativo en el que se encuentran. La aparición del RD de autoconsumo en noviembre de 2011 podría haber sido el espaldarazo definitivo a esta técnica, pero el decreto se quedó cojo, al no especificar las condiciones económicas del intercambio de electricidad con la red. Ya hablé de este problema en otra entrada de mi blog: Autoconsumo Eléctrico y Balance Neto. También lo analiza muy bien el último artículo de Alex Fernández MuerzaInstalar paneles solares, ¿es buen momento? La semana pasada estuve en Gijón, en una Jornadas Técnicas de PassivHaus, y me tocó tratar el mismo tema. Tenéis aquí la presentación que hice ese día, con algún dato adicional.

Con este panorama, nos encontramos en un momento en el que el sector de las renovables se encuentra parado, por no decir que en claro retroceso. La indefinición de las condiciones económicas de la compraventa de electricidad renovable ha provocado la paralización de muchos proyectos. Además de esto, no existe claridad en estos momentos respecto a los criterios de diseño de las instalaciones, estrechamente ligados a la rentabilidad económica de la misma, y por lo tanto a las condiciones de compraventa de electricidad.

Pero esta parálisis se debe sin lugar a dudas a una decisión política. El primer Real Decreto-Ley que presentó el gobierno de Rajoy cerraba la puerta de entrada previa de las instalaciones de renovables, al cerrar la posibilidad de recibir primas por la venta de electricidad. La otra vía que quedaba es siguiendo el decreto de autoconsumo, pero llevamos más de un año de retraso en la aplicación de su disposición transitoria segunda, por la que se tenían que publicar las condiciones económicas de la cesión de electricidad a la red. En este intervalo se estima que se han destruido más de 30.000 empleos, se ha paralizado un sector puntero, y se han perdido importantes proyectos de inversión en energías renovables, que se están llevando a otros países. Mientras tanto, seguimos gastando más de 45.000 millones de euros al año en comprar combustibles fósiles al exterior.

Nos encontramos por lo tanto ante una decisión política que ha supuesto la pérdida de gran cantidad de empleos, la paralización de un sector innovador, y una hipoteca sobre nuestro futuro al hacer depender nuestro sistema energético de fuentes de energía contaminantes que además se están agotando. Pero no todo es negro en este panorama. Por suerte la sociedad sabe lo que le conviene, y se organiza buscando los huecos que el sistema se deja sin cubrir. Ahí tenemos las cooperativas energéticas apostando fuerte por las energías renovables, o la Plataforma por un nuevo modelo energético, promoviendo una transición hacia un modelo energético realmente sostenible. Lo que nos toca a la ciudadanía es ir conociendo estas alternativas, y apoyarlas. Así que aquí os dejo con un listado de las cooperativas energéticas que conozco:

About author View all posts Author website

Aitor Urresti

1 CommentLeave a comment

Erantzunak / Comentarios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: